Ir al contenido principal

Lo que suena #4

Por Zerpector


Rap pa’ que te duela la azotea
¿Qué tienen en común un chileno, tres cubanxs y una argentina? Distintas coordenadas, experiencias y contextos, que se expresan, no obstante, en la misma y diversa forma ejercer el trabajo cultural como medio para contribuir en la construcción, con versos, loops y samples, de un imaginario nuestramericano (y caribeño) consciente y coherente con su realidad. Tres propuestas de tres grupos bien distintxs entre sí, que buscan, en mi opinión, lo mismo: la búsqueda de una identidad profunda de clase, raza y género que vaya echando el cuento, con distintos ritmos, tonos y volúmenes, del fin de la utopía: su materialización.

PORTAVOZ-CHILE

Escribo Rap con R de revolución (2012)
“Si la ley resguarda al de la ganancia, la única justicia que le alcanza a los pobres es: venganza”

Rap trankao, crudo y visceral; zarpazos anticapitalistas desde el Chile de abajo, el de los mapuches, el de los ghettos: ese pueblo que fractura, con su resistencia, el espejismo de democracia y felicidad que el Chile neoliberal pretende vendernos. Portavoz, de origen peruano, es hoy el vocero más visible del movimiento de hiphop chileno que se reconoce heredero de Victor Jara y su huella, y que se identifica militante en la senda del rap político. “Antes de ser rapero, soy pueblo obrero y poblador”. Escribo Rap con R de revolución es una caja de minas terrestres antisistema, teledirigidas para implantarse en la mente y detonar en el corazón. Una de las mayores fortalezas de este disco es la destreza con la que se tejen, a través de buenos beats y un flow dinámico y contundente, categorías centrales del materialismo histórico (explotación, alienación, lucha de clases, etc.) con testimonios y fotografías de una realidad injusta y asfixiante. El rap de Portavoz y sus cómplices es recordatorio de que la llama de una revolución en Chile y en toda América va cobrando fuerza (“los pobres no tienen Patria”).
Excelente disco, recomendado para levantar el ánimo revolucionario después de un día de burocratismos y puertas cerradas.

Imperdibles:

Te quieren (con Dj Cidtronyck)
Rebelarte (con Zonyko y Dj Cidtronyck)
Donde empieza (con Subverso)

OBSESIÓN-CUBA 


El disco negro (2011)
“Mi belleza habla su propio lenguaje (…) es tierna y brutal…”

El disco negro” es una propuesta concisa, centrada y muy bien articulada, recomendada para escuchar en una sola sentada. El racismo como componente estructural de la sociedad cubana es el hilo conductor de los 12 tracks. Tema puntiagudo en Cuba, donde, hasta hace muy poco, se negaba rotundamente su existencia (me suena conocido). Racismo que persiste en el sistema de justicia, en los medios, en la subvaloración de la cultura y religión afrocaribeña y sobre todo en la propia autoestima del pueblo afrocubano. Ante eso Obsesión plantea una crítica desde la propuesta, desde la alegre rebeldía. El disco negro tensa, además, las fronteras mismas del género. Quiere ser un disco de rap hecho por y para cubanos, y para eso reconstruye instrumental y líricamente lo que se presupone de un rap.
Si es usted un “purista” (bombo y caja, voz molesta, pantalones anchos, etc.), quizás este disco no le cuadre. Pero si entiende, junto a Magia, Alexei e Isnai, que el Hiphop, como cultura, es una herramienta flexible y permeable en cuanto a su forma (siempre y cuando mantenga su esencia e integridad: una perspectiva transformadora y una intención subversiva) entonces bájalo y vacílatelo.

Imperdibles:

Tú con ballet
Víctimas
Mi belleza

SARA HEBE-ARGENTINA

Puentera (2012)
“Esto es cumbiarap contra toda dictadura…”

Este disco es, para mí, movimiento y contraste; paisaje subterráneo que fluye en un preciso vaivén lírico: de la intimidad a la intimidación, de la denuncia a la renuncia, del manjar venenoso al vómito curativo.
Bastó su primer disco, La hija del loco (2009), para ubicar a Sara Hebe como una referencia imprescindible en la escena del rap argentino (y latinoamericano). Tres años después nos entrega esta ilación de 15 temas maduros que mueven, al compás de pistas cargadas de fusión y sintetizadores explotados, las bases del laboratorio neoliberal que crió (¿o creó?) “a la generación del 83” (a nosotrxs, los treintañeros): “los noventa me dejaron así…”
Claramente plantada del lado de los explotados, los desaparecidos y los nadies (“prefiero los matices y el color de la protesta”), Sara deja evidencia, con Puentera, de que no solo es posible, sino necesario, apostar al rap (¿y el arte?) como una herramienta de acción-transformación social desde las bases; lejos del panfleto, pero cerca de la gente.Recomendado, tanto para escuchar solx, empiernadx y/o enrumbadx, y contagiarse de su vital arrechera.

Imperdibles:

Asado de fá
Un cambio
Otra vez (cruzar)






Comentarios

Entradas populares de este blog

Lo que suena # 2

Por Zerpector
Jevas de-generadas. Si crees que la música hecha por mujeres en Latinoamérica se limita a los patrones de Shakira, Thalia y Olga Tañón, estas reseñas son para ti mesmx. Te traemos tres propuestas muy distintas entre sí en lo formal (rock/rap/merengue), pero íntimamente relacionadas en la confrontación y el “no me jodas mamaguevo”. Ya sea hablando del amor, la política o el abandono, estás jevas no están comiendo jobo. Cada una en su trinchera está marcando pautas: íntimas y violentas al mismo tiempo.

JESSY BULBO - MÉJICO » TELEMEME (2010)
“no leas no trabajes… ¿quién te quiere? Ay, aquí está tan rico”.
Es difícil divertirse y asustarse al mismo tiempo. Esa creo que es, a fondo, la intención del tercer disco de Jessy Bulbo, grupo que desde el 2006 usa el rock para pasar “de lo desquisiante a lo tierno”, en sus propias palabras. Si bien este disco no es, en mi opinión, tan “rudo” como Saga Mama (2006) y Taras Bulba (2008); sí demuestra una transición coherente y eficiente desde…

Lo que suena #1

Por Zerpector


COPIAR, CORTAR, PEGAR Y MEZCLAR: La música latinoamericana actual se presenta como un plato mixto de distintos ingredientes: electrocumbia, neofolklore y merenrock, por ejemplo, son algunos de los subgéneros inscritos en este gran periplo colectivo de redescubrimiento y resignificación de nuestros pueblos a través de nuestros sentimientos. En esta entrega vamos a comentar tres ejemplos de este mezclote: lo Psicotropical, la Verbenautica y el Electrocaribe.

SONÁMBULO»A PURO PELUCHE "Y EL CHIVO ME DIJO: ERES EL ELEGIDO" Es probable que la primera vez que escuches este disco no te guste. En realidad es más que probable. Pero dale una segunda, tercera, cuarta, quinta, sexta pasada… y estás enganchado. Sonámbulo es un coctel de músicos de distintas latitudes latinoamericanas (Cuba, Panamá, Puerto Rico, Argentina) reunidos en Costa Rica, desde donde elaboran fórmulas psicóticas a base de ritmos tropicalientes.
Si bien A puro peluche (2010) es su primer disco, este grup…

Cine con piquete # 3. Aquí lo que hay es hambre y odio también

Por Gustavo Castillo

El tema del mes va sobre el hambre y acá eso nos sobra. Nos criamos voraces y esa necesidad no se sacia comiendo: tenemos hambre de todo, de ser escuchados, de saber, de tener, de vivir. Leyendo sobre el tema y su relación con el cine, me topé con algunas palabras del cineasta brasileño Glauber Rocha sobre La estética del hambre y el Cinema Novo que me llevaron a repensar el concepto del hambre y cómo vincularlo con películas que retratan ese otro apetito social que no pega precisamente en el estómago. Dice Rocha: el comportamiento exacto de un hambriento es la violencia y la violencia de un hambriento no es primitivismo. Una estética de la violencia antes de ser primitiva es revolucionaria. Y por ahí van los tiros. Hay una película que sería bueno no pelarse para entender las palabras de Rocha: El Odio (Francia, 1995) de Kassovitz. La cinta retrata un día en la vida de tres amigos franceses, Vinz, Hubert y Saïd, que tienen en común ser pobre y discriminado por s…